lunes, 15 de diciembre de 2008

Agenda telefónica

Un cambio repentino de compañía telefónica me ha obligado a pasar toda mi agenda del móvil a papel. Era una de sas tareas que tenía pendiente desde hace tiempo, una de esas tareas de la que nos acordamos y lamentamos no haberla hecho antes hasta que perdemos a todos nuestros contactos...

Resulta curioso ver de una sentada cuántos nombres y teléfonos llenan tu agenda, ¡cuántas personas! ¿A cuántas de ellas has llamado alguna vez? ¿Cuántas te han pegado un toque? ¿Con cuántas realmente tienes contacto...?

A medida que iba copiando los nombres con sus números correspondientes, me di cuenta de que por cada uno de ellos iba esbozando una sonrisa, una sonrisa que reflejaba en mi cara recuerdos. E incluso en aquellos nombres en los que he tenido que parar a pensar con quién se correspondían, una sonrisa.

Creo que se puede afirmar que una agenda es, un poco, el mapa de nuestra vida y de las gentes que a han formado parte de ella.
Teléfonos que nunca has usado, teléfonos que quizá nunca usarás. Teléfonos que no borras por un 'Por si acaso...'

1 comentario:

eoeoe dijo...

tienes toda la razón, madre que mal se pasa a la hora de pasar los telefonos del papel al telefono nuevo. que telefonos son los que guardas???